Relaciones con la Comunidad Embera

En el marco de las relaciones establecidas entre la Empresa URRÁ y la comunidad indígena Embera del Alto Sinú, se han ejecutado las siguientes acciones, incluidas en la Licencia Ambiental:

  • Por concepto de indemnización, a mayo del año 2019, 8.150 indígenas del Resguardo Embera del Alto Sinú recibieron recursos en efectivo por valor de $217.627.853.095,53. En esta fecha se venció el plazo establecido por la Corte Constitucional para el reconocimiento y pago de Mesadas de Indemnización.
  • Por concepto de los Beneficios establecidos en la Ley 21 de 1991 se entregaron $7.605.652.252, a manera de arrendamiento de las 417 hectáreas ubicadas en la las colas del embalse, que se inundan ocasionalmente en épocas invernales críticas.
  • Se Apoya una medida transitoria de transporte fluvial comunitario dentro del resguardo, hasta que se implemente el Sistema Integrado de Transporte Fluvial concertado en el marco del proceso de Consulta Previa. La ejecución de este depende de la voluntad de las mismas comunidades.
  • Anualmente se realiza un estudio de monitoreo de las condiciones de salud de las comunidades indígenas Embera del Resguardo del Alto Sinú, con énfasis en enfermedades producidas por vectores, asociadas a la presencia de embalses, aunque se monitorean otras enfermedades.
  • Está en ejecución el proyecto de Restauración y Manejo Sostenible de Áreas Degradadas dentro del Resguardo Embera, el cual tiene una duración de 10 años y en el que se invertirán recursos por valor de 11 mil millones de pesos.
  • Dado que en la Licencia Ambiental se ordenó el análisis e investigación para desarrollar producción de alimento alternativo con el objeto de facilitar a la comunidad la cría de peces en estanque, acción que se ejecutó durante el año 2011, la empresa, en el marco de su adhesión al Pacto Global de Responsabilidad Social Empresarial, hace actualmente extensión de los resultados del mismo mediante el desarrollo de proyectos de piscicultura y avicultura. A partir de estos proyectos se inició la implementación de la Granja Integral Agropecuaria en las veredas de Tierralta Tuis Tuis y Cañas Finas.Con base en las recomendaciones del Instituto Colombiano Agropecuario (ICA), se construyó la infraestructura requerida para la certificación de la granja. En esta, se desarrollan actividades de piscicultura, avicultura y porcicultura, además del manejo de residuos sólidos mediante el compostaje, actividades orientadas a fortalecer la seguridad alimentaria de la comunidad indígena Embera. El proyecto posee un componente empresarial que se inició con la creación de la Asociación Agropecuaria Indígena de Tuis Tuis (ASINGRATUIS), con el objeto de comercializar los excedentes y lograr la sostenibilidad de la granja.De igual forma, URRÁ S.A. continúa apoyando de manera voluntaria y con recursos propios, una iniciativa de las artesanas embera enfocado al fortalecimiento cultural y comercial de artesanías y accesorios tradicionales. Para tal fin, se conformó la Asociación de Artesanos Indígenas Embera Katio del Alto Sinú, EMBERA NEKA. Esta asociación ya genera ingresos para la comunidad y se encuentra también en la ruta de la sostenibilidad del negocio. La asociación posee una Casa Artesanal ubicada en la cabecera municipal del municipio de Tierralta, en la cual diseñan, producen y comercializan las piezas que se elaboran.
  • Adicionalmente, se apoyan los programas del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) en sus tres líneas exclusivas para comunidades indígenas: “Territorios Étnicos” que es el componente que asegura la seguridad alimentaria de las familias, mediante la implementación de pequeños proyectos productivos a través del establecimiento de cultivos de gallinas ponedoras y peces en estanques; el “Componente de Educación Propia” dirigido la población infantil menor a 5 años que busca una atención integral, y la comunidad se encuentra gestionando su participación en un componente dirigido a los jóvenes de su etnia.
  • En el tema de educación, la empresa ha participado activamente en la medida en que se lo han solicitado las comunidades; de tal manera que en el marco del Pacto Global de Responsabilidad Social Empresarial construyó el primer Centro de Desarrollo Integral Indígena en Tierrata – “CDI Wawara De”, gestionado por el Cabildo Mayor de Karagabi; igualmente se amplió, se legalizó y adecuó un lote para la construcción de la Institución Educativa Kanyidó, sede Campamento; se construyeron obras de mejoramiento y adecuación de las instalaciones de la institución Educativa Junin, la cual posee un alto porcentaje de estudiantes pertenecientes a la etnia Embera Katio. En esta institución, se construyó un sendero ecológico, se aecuaron dos aulas para atención a población indígena y se construyó un muro principal. Igualmente, se desarrollan talleres de orientación profesional dirigidos a los indígenas que alcanzaron el grado de bachilleres, y se han dotado algunas escuelas.